Yoga Barcelona

Día 3 como profesora aprendiz en Yogalinda

18 de septiembre de 2017

¡Hola lectores!

Como debieron haber leído la semana pasada en el blog, sentí que sobre planeaba mis clases lo que me hacía sentir nerviosa y menos natural en mi secuencia.

Para la clase de hoy me preparé practicando las secuencias y pensando en diferentes ideas para incorporar. Incluí un tema de relajación en el que utilicé mudras y frases para animar a los alumnos a estar en el presente. Enseñé diferentes secuencias de pie para alcanzar las posiciones más altas. Por ejemplo, pasar de árbol a guerrero tres y después a media luna. Después águila, guerrero tres y a media luna. Esto resultó interesante pues con la repetición puedes notar cómo te sientes cada vez que completas las mismas posturas. Notas los cambios de cómo has mejorado y dejas ir las expectativas que tal vez tuviste de ti mismo.

Recibí un gran feedback y Heather dijo que mi forma de enseñar había mejorado notablemente. Me indicó que debo dar más ánimo a los estudiantes durante las poses complicadas para así ayudarlos a mantenerse más enfocados y motivados.

Siento un gran progreso en mi forma de enseñar, he ganado más confianza y fluidez. No tener una secuencia planeada ha cambiado la forma de enseñar mi clase, me dio más opciones en las posturas y tiempo de calidad con mis estudiantes.

Ser un nuevo maestro puede ser un poco aterrador, pero ya puedo sentir que mi crecimiento en la enseñanza y la emoción que me produce superan los nervios y el miedo.

¡Vamos a ver cómo va la semana 4!

Kasaundra Williams

Certificada en 200 horas como profesora Hot Yoga en junio 2017

Lee el Día 2 de la experiencia de Kasaundra

También puede interesarte: Formación Profesores Hot Yoga

Responder